REDES SOCIALES2

Administrador

martes, 7 de octubre de 2014

Diccionario latinoamericano de bioética

 

 El Diccionario como proyecto. El proyecto de elaboración del Diccionario Latinoamericano de Bioética nació de una de las propuestas presentadas en la fundación de la Red Latinoamericana y del Caribe de Bioética de la UNESCO. La Red tuvo su origen en una iniciativa regional del organismo internacional y en la necesidad compartida entre muchos de los que trabajábamos en bioética en los países latinoamericanos de pensar y practicar la bioética atendiendo a los problemas de nuestras poblaciones en su contexto histórico y social. Desde su reunión constitutiva, la Red se propuso promover proyectos regionales dirigidos a esos fines. En junio de 2003, especialmente estimulado en la idea por mi colega Miguel Kottow, hice circular entre algunos miembros del Consejo Directivo un marco preliminar y la guía de avances por definir para un anteproyecto que entonces pensaba bajo el título más ambicioso de enciclopedia y que ya contenía la propuesta de una estructuración en grandes “campos” temáticos generales y “entradas” particulares de extensiones acotadas. Para noviembre de 2003 había podido identificar varias de las cuestiones problemáticas que en perspectiva regional se
nos presentaban de modo comparativo frente a otras obras de referencia como la Encyclopedia of Bioethics, en lengua inglesa, y la Nouvelle encyclopédie de bioéthique, editada en francés. Las cuestiones del contexto y la identidad regional en su historia y su cultura, los enfoques críticos de autores latinoamericanos, las relaciones entre individualismo y comunitarismo, el lugar de la justicia, los derechos humanos y el derecho a la salud, las cuestiones del medio ambiente y de la salud pública, la pobreza, la globalización y el bienestar eran tan solo algunos de los emergentes críticos para una bioética regional que dieron lugar a un primer esquema breve de campos y de entradas.

 En febrero de 2004 y después de alcanzar una dimensión más ajustada de la tarea por desarrollar y sus tiempos, el anteproyecto quedó más definido: la mejor estrategia a seguir era el formato de un diccionario, considerando su elaboración como una etapa para la identificación y el fortalecimiento de relaciones con un grupo amplio y diverso de colaboradores que permitiera continuar en el futuro con un proyecto de más envergadura del tipo de una enciclopedia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario